top of page

Transformando la Salud en Latinoamérica: La adopción del modelo de Medicina Basada en Valor



Uno de los principales desafíos que enfrenta el mundo hoy en día es el acceso a tecnologías en los sistemas de salud. En Colombia, por ejemplo, la salud es un derecho fundamental, y garantizar el acceso a tecnologías es crucial para la eficiencia y calidad en la atención de los pacientes y comunidades. Las limitaciones en el acceso a tecnologías, como medicamentos, dispositivos médicos, intervenciones y procedimientos en salud afectan negativamente el tratamiento y la gestión de enfermedades.



Tecnología para Mejorar Resultados y Reducir Costos


A menudo, los sistemas de salud caen en la discusión de los precios de las tecnologías sin necesariamente reconocer el valor que generan las mismas. En salud, el valor que genera una tecnología puede medirse a nivel individual a través de los desenlaces clínicos o resultados en salud que se obtiene con su uso. Reconocer que una tecnología tiene un menor o mayor precio que otra es sencillo, pero entender el valor que agrega una tecnología en comparación con otra puede ser más complejo. Por ejemplo, un paciente con una alteración en el ritmo del corazón puede requerir un implante de un marcapasos. ¿Cuál es el valor de un marcapasos que cuenta con un sistema de monitoreo remoto con información en tiempo real para compartir con su médico, disminuyendo visitas al servicio de urgencias por sensación de palpitaciones, en comparación con una tecnología que implique visitas periódicas programadas al consultorio?



El Problema del Acceso a Tecnologías en Salud


Debemos reconocer las barreras que enfrentan este tipo de tecnologías: presupuestos y costos. Muchos sistemas de salud priorizan costos sobre desenlaces en salud efectivos, lo que dificulta la adopción de modelos de salud basados en valor. A menudo, el tratamiento y la gestión de enfermedades son ineficaces y costosos, exacerbando las desigualdades en salud y limitando las oportunidades de mejorar los resultados para la población. Discusión que se ha dado en el marco de la posible reforma al sistema de salud colombiano.


La sostenibilidad financiera de los sistemas de salud no pasará exclusivamente por una estrategia de contención de costos. Es crucial adoptar una estrategia centrada en resultados para el paciente, que priorice necesidades sobre los costos de las tecnologías. Según Porter y Lee (2013), es esencial que se adopte una cultura de "pacientes primero" y haya compromiso de una mejora constante y medible a través de la implementación integral de los componentes de la agenda de valor. Esto debe incluir el cambio de enfoque del volumen a los resultados, la organización y concentración de servicios, y la importancia del liderazgo y la cultura organizacional.



Adopción de Tecnologías Basadas en el Valor


Es esencial entonces para los actores del sistema poder medir el valor que genera las tecnologías que utilizan y que se provea esta información para cambiar la conversación, centrándose en el acceso y los resultados o desenlaces en salud. Una estrategia nueva que ponga al paciente en el centro y utilice herramientas tecnológicas innovadoras puede transformar el sistema de salud en uno más eficiente y efectivo, mejorando la coordinación y la calidad, reduciendo costos y optimizando los resultados clínicos.


Organizaciones como ISPOR (International Society for Pharmacoeconomics and Outcomes Research), ICHOM (International Consortium for Health Outcomes Measurement) y HTAi (Health Technology Assessment international) quienes tendrán su foro anual en nuestro país, promueven la medición de desenlaces clínicos y de salud para evaluar el valor de las tecnologías. Estos enfoques nos ayudan a demostrar cómo las tecnologías no solo pueden mejorar resultados para los pacientes, sino que también pueden reducir los costos. La adopción de estándares internacionales y la implementación de prácticas basadas en evidencia son cruciales para asegurar que las tecnologías de salud aporten un verdadero valor al sistema.


Para asegurar sistemas de salud eficientes y sostenibles, es fundamental adoptar un enfoque basado en el valor. Esto implica trabajar de la mano con partes interesadas para transformar el sistema en uno que priorice al paciente, mejore la calidad y reduzca los costos a largo plazo. Solo así podremos garantizar un acceso equitativo a tecnologías de salud innovadoras y efectivas, mejorando la calidad de vida de las comunidades en nuestra región.



Porter, Michael E., and Thomas H. Lee. "The Strategy That Will Fix Health Care." Harvard Business Review 91, no. 10 (October 2013): 50–70.

26 visualizaciones0 comentarios

Commenti


bottom of page