top of page

Acelerar la sostenibilidad empresarial en Colombia: recomendaciones de la Superintendencia de Sociedades




Las acciones de la Superintendencia de Sociedades revelan su compromiso para guiar y fomentar mejores prácticas empresariales en sostenibilidad, pues a pesar de que entre las organizaciones existe una conciencia cada vez mayor sobre la importancia de la sostenibilidad, la implementación de procesos y reportes estandarizados en la materia es, actualmente, una importante necesidad.

 

Elaborado por Eduardo Atehortua, Socio de Sostenibilidad y Cambio Climático de Deloitte Colombia.

 

Con el objetivo de avanzar en la gestión empresarial en Colombia, la Superintendencia de Sociedades ha realizado una serie de recomendaciones para avanzar y promover el desarrollo sostenible. Muestra de ello es la adición del capítulo XV a la Circular Básica Jurídica 100-000008 del 12 de julio de 2022, la cual revela el compromiso con la creación de un marco para identificar los riesgos emergentes de sostenibilidad y promover soluciones innovadoras en consonancia con las directrices gubernamentales.

 

Asimismo, la Superintendencia de Sociedades ha evaluado la necesidad de fomentar el diálogo y la colaboración con los grupos de interés, al reconocer que la sostenibilidad es un compromiso que debe ser abordado de manera integral. Igualmente, el organismo también palpa un creciente interés entre las sociedades supervisadas en la implementación de prácticas sostenibles.

 

Dentro de este enfoque se busca garantizar que las empresas no sólo adopten prácticas sostenibles, sino que también las comuniquen de manera transparente a sus partes interesadas pues, en el contexto actual, la exposición de información estandarizada y frecuente presenta dificultades.

 

Bajo esta premisa, el documento CONPES 391810, promulgado en 2018, delineó la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) en Colombia, el cual dividió la estrategia en esquema de seguimiento, fortalecimiento estadístico, estrategia territorial y alianzas con actores no gubernamentales. El Decreto 280 de 2015 y la creación de la Comisión de Alto Nivel para la Agenda 2030 reforzaron el compromiso del Gobierno con la sostenibilidad.

 

Por su parte, el 2020 marcó un hito con la introducción del SDG Corporate Tracker, una plataforma que insta a las empresas del sector privado a registrar sus contribuciones para alcanzar los ODS. La adopción de estándares internacionales –como los del Reporte GRI y la regulación establecida por la Superintendencia Financiera, que, en el marco de la Circular 031, propone la elaboración de un ejercicio de materialidad financiera y la alineación con los estándares TCFD y SASB– refleja el compromiso de Colombia con la transparencia en el ámbito global.

 

En este escenario, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) destaca la importancia de la colaboración entre Estados, sociedad civil y empresas para lograr un desarrollo sostenible. Además, proporciona directrices y recomendaciones en áreas cruciales, como la divulgación de información, los derechos humanos, las relaciones laborales y el medio ambiente.

 

Reporte de sostenibilidad: evidenciar los avances ASG


La Superintendencia de Sociedades exhorta a que las entidades empresariales que se encuentren bajo vigilancia o control por parte del organismo implementen un reporte de sostenibilidad y revelen, anualmente, los resultados en un informe completo y verificable, en la primera reunión del máximo órgano social.

 

El objetivo del reporte de sostenibilidad es que estas entidades implementen un enfoque integral que considere la realidad de sus prácticas empresariales, la región en la que operan, los grupos de interés y los efectos de su modelo de negocio en relación con la sostenibilidad.

 

El contenido de este documento abarca elementos esenciales, que incluyen la debida diligencia en las operaciones y relaciones de negocios. La realización efectiva de este proceso implica la evaluación y alcance de las actividades, así como un sistema de gestión de riesgos sólido y el seguimiento de la eficacia de las medidas implementadas.

 

El reporte de sostenibilidad debe prepararse con base en un estándar internacional y contener elementos clave, como el nombre del patrón, un índice de contenidos, el perfil de las entidades empresariales, el contexto de su sostenibilidad y una descripción de la gestión realizada. Asimismo, la asignación de un responsable del informe de sostenibilidad y la divulgación de este son componentes cruciales para garantizar la efectividad de las recomendaciones.

 

En conclusión, la implementación del reporte de sostenibilidad empresarial en Colombia representa un paso significativo que marca un antes y después en cuanto al enfoque voluntario de la sostenibilidad. Se espera que esta perspectiva no sólo fortalezca la posición de las empresas colombianas en el escenario global, sino que también contribuya al bienestar de la sociedad y al avance hacia un futuro sostenible.

21 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page